Ponerse morena
LIFESTYLE

¡5 consejos para ponerte morena en tu propio jardín!

 Seamos honestos: cuando llega el verano, todas queremos ponernos morenas y lo antes posible! Pero, ¿Cómo obtener ese hermoso tono marrón si este año no me voy de vacaciones? La respuesta es la misma que si te fueras a la playa: tomar el sol , tomar el sol y tomar el sol otra vez! 

Eso si, no de cualquier manera. Es importante hacerlo de manera adecuada y segura, para que tu piel genere la vitamina D necesaria. Por lo tanto, hemos enumerado 5 consejos para ti a continuación, con los que puedes conseguir un buen bronceado sin moverte de casa. ¡Sigue leyendo si quieres saber cuál es la mejor manera de tomar el sol!

1. Protege tu piel mientras tomas el sol.

Lo más importante sobre el bronceado es protegerse adecuadamente contra el sol. Por lo tanto, siempre debes usar un protector solar equipado con SPF. Por supuesto, no quieres quemarte, porque eso supone no solo dañar tu piel sino también haber tirado todo el trabajo de bronceado por la borda.
Si eres de las que usan aceites solares asegúrate de de elegir siempre un aceite solar que contenga FPS , ya que tienen una mayor protección. ¡Nada de aceite de girasol o aceite de oliva! Es conveniente además quitarte las células muertas de la piel con un exfoliante un día antes de tumbarte al sol para que tu piel tenga tiempo suficiente para recuperarse.

2. Elige un buen lugar para tomar el sol.

Procura elegir un lugar tranquilo en el jardín donde los vecinos o transeúntes no puedan verte ni molestarte. Puedes crear un rincón privado en su balcón o terraza, por ejemplo, colgando toallas a lo largo de la barandilla del balcón.
Asegúrate de que esto no te quite el sol. Además, también es inteligente pensar también en una sombra agradable, porque no es aconsejable estar al sol durante mucho tiempo. Debes tomar el sol por periodos cortos y alternarlo con descansos a la sombra.
Además, evita el sol en el momento más caluroso del día, que es entre el mediodía y las 3 a.m.‘por la tarde. Prepara un buen lugar a la sombra para que su piel descanse del sol durante ese rato.

3. Toma el sol lo más cómodamente posible

Ponerse morena lleva mucho tiempo. Muchas personas tienden a tumbarse al sol durante muchas horas hasta que consiguen obtener el bronceado que desean. Por lo tanto, la comodidad es muy importante, para no terminar con el cuello rígido o la espalda contracturada.
Una toalla puede ser cómoda, pero quizás no sea lo mejor estar tumbada en ella durante mucho tiempo. Además, la ventaja de tomar el sol en tu propio jardín es que no tienes que gastarte dinero en una tumbona, como si tendrás que hacer en la playa.
¡Por lo tanto, puedes invertir ese dinero en un buen equipo de jardín con un cómodo sillón, una silla ajustable o una tumbona con cómodos cojines! De este modo disfrutarás de un ambiente completamente relajado y podrás aprovechar para leer un buen libro o escuchar música sin que nadie te moleste.

4. Proporcionar enfriamiento adecuado

Cuando pasas mucho tiempo al sol lo normal es que acabes deshidratándote. Por lo tanto, procura beber mucha agua mientras tomas el sol para evitar la deshidratación de la piel y el resto de su cuerpo. Si te calientas demasiado, ¡sal del sol de inmediato! Puedes refrescarte dándote una ducha fría o un baño refrescante.
Después de este enfriamiento, debes aplicar nuevamente protector solar porque a menudo se va con el agua. Finalmente, después de tomar el sol, lubrica tu piel con crema hidratante.

5. El atuendo perfecto para tomar el sol

Ya sea que prefiera tomar el sol en topless, en bikini o incluso desnuda:, los vestidos de gasa son ideales para antes y después de tomar el sol. Además son fáciles de poner y quitar y super veraniegos.
 Unas gafas de sol y un buen sombrero y tendrás el look veraniego perfecto. Asegúrate, eso si, de no usar tus gafas de sol durante demasiado tiempo mientras toma el sol, ya que pueden dejarte las marcas en la cara.
 Finalmente, debes pensar en tu bikini . Tomar el sol desnuda asegura que te broncees de manera uniforme en todas partes, sin líneas de bronceado pero puede que no te guste hacerlo o que tengas algún que otro vecino que pueda verte. Ahí lo mejor es elegir un bikini que tenga tirantes que puedas desabrochar fácilmente. 

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.